Cultivos de Servicio

home-noticia pasador_086

Crece el interés en evaluar la dinámica de los cultivos de servicio. Seis regiones CREA ya cuentan con programas sobre el tema.

En seis regiones del Movimiento CREA (Centro, Mar y Sierras, Chaco-Santiagueño, Córdoba Norte y Sur y Centro de Santa Fe) se están llevando a cabo acciones para evaluar el impacto productivo y económico de los “cultivos de servicio” en las rotaciones agrícolas.

El tema fue tratado en la última reunión de la Comisión de Agricultura de Aacrea, donde, a partir del interés creciente en el mismo, se decidió estudiar la posibilidad de instrumentar un plan nacional, en el cual, además de coordinar acciones regionales, se consoliden los desarrollos logrados por investigadores locales (como Alberto Raúl Quiroga del INTA Anguil o Gervasio Piñeiro de Fauba-Conicet).

Si bien inicialmente las evaluaciones se concentraron en los cultivos de cobertura invernales, actualmente el panorama se amplió de manera significativa al evidenciarse que los mismos pueden cumplir una gran variedad de servicios ambientales, los cuales, en un determinado plazo, se transforman en aportes productivos y económicos.

“En Santa Fe Centro estos cultivos están recibiendo atención no sólo por la diferencia cualitativa en cuanto a población de malezas que vemos en los lotes ocupados por cultivos invernales versus un barbecho largo, sino también por la necesidad imperiosa que tenemos hoy por consumir los excesos hídricos devenidos de los temporales que nos afectaron en 2016 y 2017”, explica Doria Turchi de la Comisión de Agricultura de la zona CREA Santa Fe Centro.

En el ciclo 2017/18 el equipo técnico de la región CREA Santa Fe Centro evaluará el comportamiento de distintas especies aptas para la siembra en cobertura (cebada, raigrás, vicia y trigo) respecto al control cultural de malezas en barbecho largo y al consumo de agua en lotes con riesgos por exceso hídrico.
Además del control de malezas y regulación napas, los aportes brindados por los cultivos de servicio incluyen también la provisión de nutrientes, mejorar la estructura física de los suelos, reducir la aplicación de fitosanitarios, remediación ambiental, disminuir la capacidad ociosa del parque de maquinarias agrícola, promover la presencia de insectos polinizadores y embellecimiento del paisaje rural, entre otros.

Cerrar
*/